Ir al menú
Ir al contenido

ARRACLÁN
Rhamnus frangula

Indicaciones

Estreñimiento, indigestión, enfermedad del hígado, padecimiento biliar, hemorroides, hipofunción del bazo, depurativo, erupciones cutáneas...

Descripción

Composición :
Cápsula, 100% Rhamnus frangula cortex

Parte utilizada :
Corteza

El arraclán (Rhamnus frangula) es una planta que pertenece a la familia de las ramnáceas (Rhamnaceae). Le caracteriza su olor podrido de la corteza. Ésta es un laxante suave que no irrita las paredes intestinales como las hojas de senna alexandrina. El arraclán no genera adicción. Usaron la corteza ya hace tiempo en este sentido. Las siguentes sustancias activas son importantes para las indicaciones arriba indicadas: frangulina, taninos, sustancias amargas, ácido araquídico, antraquinona, emodina. Hay que almacenar la corteza secada por lo menos un año o mejor durante 2 años consiguiendo así el efecto eferente. Corteza fresca sin almacenar provoca vómitos, cólicos gástricos y cólicos del intestino. La corteza estimula los nervios del intestino y de la bilis, es antihlemínico y desintoxica. El intestino se regula prudentemente, sin peligro de habituación o efectos secundarios, a diferencia de otros laxantes que reducen el movimiento del intestino. Se consigue un efecto excelente combinándolo con ispaghul y alternando con cápsulas de aloe vera.

Dosis

3-4 cápsulas al día con agua antes de ir a dormir
230 mg/cápsula

Imprimir